miércoles, 11 de noviembre de 2015

LOS SENIORS DE LA VIDA

Robert De  Niro,- como Ben Whitaker- y  Anne Hathaway como- Jules Ostin-
(Imagen tomada de Internet )
La palabra SENIORS la empecé a usar cuando ingresé a trabajar en el Uruguayan American  School porque así se denominan a los estudiantes del último grado de la Secundaria. Sin embargo, en la actualidad, también se aplica a los veteranos que  nos reinsertamos en alguna actividad después que dejamos   los  trabajos habituales y   pasamos  a la categoría de jubilados. En un mundo que ha hecho un culto absolutamente  extraordinario de la juventud, parecería que los jovatos quedaríamos  para siempre en una posición desventajosa,  sin trabajo, sin  amor, sin sexo, condenados a sentarnos en las plazas para dar de comer a las palomas- no tiene nada de malo, pero es una actividad que ya se llevaba a cabo en los siglos pasados-. 
Judi Bench como  Evelyn en Hotel Marigold
(Imagen tomada de Internet) 

Sin embargo, algunos filmes de los últimos tiempos desmienten esa condición. Por ejemplo, la serie de películas 1 y 2 de “Hotel Marigold”; “Directo al corazón”;  “Ricky and The Flash”; y la última que recuerdo: “Pasante de Moda”. En todos los filmes que mencioné se “restituye”- por así decirlo- a los veteranos un papel protagónico. De alguna manera, “vuelven al ruedo”. Sobre todo en la última: “Pasante de Moda”.
Practicando Taichi- en "Pasante de Moda"- (Imagen tomada de Internet) 

Por supuesto que todas las películas que he mencionado son comedias, y en muchos casos con  toques  sarcásticos, sin embargo, pintan una realidad diferente: la de los sexagenarios- o más- que luchan por reinsertarse en una realidad que tiende a excluirlos. En la primera película  de El Exótico Hotel Marigold, una de las protagonistas encarnada por la actriz Judi Dench- Evelyn en el filme- aparece en las primeras escenas luchando para ser atendida por una persona de carne y hueso y no una máquina contestadora. Cuando lo logra, le piden que hable el titular- que lógicamente es el marido que ha muerto- Yo también pasé por esa crueldad y otras similares. El “titular” no está más; y el que queda con vida tiene que luchar con la torpeza humana que no tiene límites, para lograr un propósito tan simple como cancelar un servicio que no va usar más. El hecho no es irrelevante. Cuando se ha dependido de un esposo para todas las circunstancias, es muy difícil, convertirse de golpe y porrazo en un ser independiente. Lleva años de aprendizaje.
¡Hasta para el sexo y el amor puede haber lugar!
( Imagen tomada de Internet) 

“Pasante de Moda” presenta una visión  más risueña y descontracturada: un veterano de setenta años, jubilado y viudo,  no quiere que la vida  le pase por arriba y se presenta a una empresa que solicita los servicios de un “Senior en la vida”. -Ahí se ve la palabra Senior aplicada al veterano-. Podría pensarse que es más suave que la referencia en español: “adulto mayor”. Quizás sí, porque a mí, las expresiones  “adultos mayores”, "tercera y cuarta edad”, tienen la virtud de pasmarme porque no se les llama-de ninguna manera- “adultos jóvenes” a los que tienen menos de cuarenta.  Demás está señalar que la empresa está liderada por una mujer juvenil que llega a la oficina en bicicleta y que no se desmonta de ella hasta que llega a su escritorio- Anne Hathaway en el papel de Jules Ostin- y el veterano en cuestión es Robert De Niro como Ben Whitaker.
¡Llegando en bicicleta a la oficina!- Ambiente joven y descontracturado-
(Imagen tomada de Internet) 

 Y, por supuesto, todos los  integrantes de la empresa de Internet  “About the fit” son jóvenes. (Menos la masajista que también tiene sus correspondientes ñoquis.) Además del fresco liderazgo, toda la empresa flamea con una tecnología muy lejana al veterano que llega trajeado y de corbata,  con un juego de lapiceras y los variados estuches de sus lentes y que ni siquiera es  usuario de Facebook. Llegará a serlo,  con la ayuda de Jules, que le dará pautas para llenar los requisitos. Hay muchas situaciones risueñas, con roces de ironía y sus gotas  de humor negro.  Uno de los jóvenes entrevistadores le pregunta:
- ¿Dónde se ve usted dentro de diez años?
Y él contesta con la lógica de sus setenta años:
- ¿Cuándo tenga ochenta años?-
Lógicamente, esa pregunta para alguien de veinte o treinta, hace que se proyecte hacia un futuro promisorio. El que tiene más años, no lo puede hacer, ya que el futuro-para él-  es ahora. Diez años más, -indefectiblemente- lo llevará a verse vestido con el “sobretodo de madera”.
Es muy interesante lo que los propios actores declaran sobre sus personajes:
-¿Cómo dirían ustedes que esta película les habla a las distintas generaciones de espectadores?
De Niro: -La película dice de algún modo que todos tenemos algo que aprender de todos. Los viejos han estado más tiempo en este planeta y tienen consejos que sólo ellos pueden dar pero los jóvenes se adaptan más rápido a lo nuevo y también tienen cosas que enseñar. Es así de simple.
Hathaway: -Jules, mi personaje, es una persona decente y agradable pero está muy tensionada porque le falta el espacio y un oído compasivo. Eso es lo que Ben le aportará a su vida: una enorme cantidad de compasión. No sé si es una cosa generacional o qué, pero siento que se emiten demasiados juicios de valor en el mundo, sobre todo cuando la gente está en puestos más visibles como el de Jules. Ben no la juzga. Sólo la observa, deja que se abra y le da un espacio seguro, lleno de compasión y comprensión. Ella prospera allí y, de hecho, él hace lo mismo con un montón de gente a su alrededor. Todos ellos prosperan como resultado de eso. Es una cosa simple, pero no es algo que vemos muy a menudo en nuestro mundo. Creo que si pudiéramos ver más de eso y tal vez contribuir con ello, podríamos obtener muchos resultados positivos.
Fuente: http://www.losandes.com.ar/article/amistad-dentro-y-fuera-de-la-pantalla
No sólo en las películas aparecen estos nuevos Seniors.
También los tenemos en el mundo del espectáculo. Próximamente Uruguay recibirá a la legendaria  banda The Rolling Stones. Con sus integrantes más que maduros- algunos con más de setenta años- Sin embargo, en mi barrio, la pre-venta de entradas causó una verdadera conmoción. Hoy de mañana hablé con personas que habían venido a “acampar”- literalmente- y se turnaban con los familiares para mantener el lugar en la fila. Todos ellos jóvenes.
También en el ámbito de los artistas, tenemos a Joan Manuel Serrat, con sus más de setenta años, haciendo giras y cantando tan campante como si tuviera veinte.
The Rolling Stones- legendarios y vigentes-
(Imagen tomada de Internet) 

Como ejemplo de veterano intrépido- aunque  tiene aspecto juvenil, y está entrenadísimo,  este año, ya cumplió sus sesenta pirulos-  también tenemos al psicólogo uruguayo Gustavo Ekroth- amante de los deportes extremos- que salta desde altas torres y practica rafting y se tira por los rápidos con una bizarría brutal- Creo que la  foto lo dice todo:
Gustavo Ekroth en un deporte extremo-
(Imagen tomada de su facebook )

Al fin de cuentas, he comprobado por  mí misma, que la manera de mantenerse en la vida es ir acompasándola con los avatares. La edad es uno más de ellos. Ni  mejor ni peor. La solución es adaptarse/adecuarse. ¿El cuerpo no resiste más  el ejercicio aeróbico? Se puede hacer taichí- que se va perfeccionando con los años-. Los movimientos son pausados, tienen explicación, y el cuerpo los va haciendo cada vez mejor. ¿Es excesivo bailar zumba? Se puede optar por baile folklórico o tango clásico.
Si a usted le gusta quedarse en las plazas dándole de comer a las palomas, hágalo, en mi caso, yo,  prefiero seguir aprendiendo y poniéndome al día en lo que más me guste realizar. Hay multitud de disciplinas disponibles para todas las edades-
Disfrute de la vida, y haga –sobre todo- lo que tenga ganas de hacer-
Y pretenda- siempre- al galán que más le guste- Richard Gere, o Keanu Reeves- el que se deje agarrar primero-. ¡Pero usted no deje nunca de correrlo!


2 comentarios:

  1. esta vez es la 4ta. y la vencida que trato de dejar comentario. A ver, a la filmografía que citás en tu excelente artículo agrego `plan en las Vegas con Michael Douglas, etc. Something gotta give con Diane Keaton y Jack Nicolson. La divina Judy Dench que mencionás si! adorada. Maggie Smith en Downton Abbey etc. Toda demuestran de manera fina que "jovatos" viven el presente con la riqueza de la experiencia. Y pueden hacer por ello la vida fascinante. Comedias en general que describen la vida y alguna histórica que son testimonio de otros modos de vivir

    ResponderEliminar
  2. ¡Bien! ¡ Lo lograste! "El que persevera, triunfa". Al menos en las pelis,- y también las que nombras tú, con mucho acierto- no nos dejan de lado. Gracias por tu comentario.

    ResponderEliminar